Archivo Febrero 2017

ADECUACIÓN DE LA POLICÍA EN EUSKADI 0

feb23

La adecuación de la policía en Euskadi es una asignatura que debemos abordar con serenidad y con rigor.

En estos días lo hemos debatido en el Parlamento.

Mediante una iniciativa presentada por BILDU, la Cámara vasca aprobó con el acuerdo de PNV, PODEMOS y PSE, que se desarrolle el carácter de policía integral de la Ertzaintza; que se respeten y se completen las trasferencias existentes y las pendientes; que se adecuen las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, a las competencias propias, y que esto se haga mediante negociación y acuerdo en la Junta de Seguridad formada por los respectivos Gobiernos de España y Euskadi.

La iniciativa de BILDU no proponía lo que finalmente se acordó por amplia mayoría. Su intención iba por otros derroteros. Su interés estaba centrado en dibujar la existencia de un conflicto entre dos partes de la ciudadanía en un tiempo anterior.

En cargar el sufrimiento en la Guardia Civil y la Policía Nacional. En reclamar que se vayan. En hacerlo por la brava. En hacerlo de manera impuesta, unilateral.

Como así tuve la oportunidad de destacarlo en el debate, lo más llamativo de esta iniciativa de los nacionalistas radicales, no estaba ni en el texto de su iniciativa ni en las explicaciones que le acompañaron, lamentablemente tan clásicas como previsibles, a la vista del estancamiento y giros hacia el pasado que en los últimos meses vienen protagonizando y que ha derivado en tensiones en el seno de su coalición de partidos.

Sí estaba en el dato implícito en la propuesta, ETA, BATASUNA y sus marcas sucesoras provocaron necesidades extraordinarias de protección para garantizar la vida y la libertad. ETA, BATASUNA y sus marcas sucesoras son las responsables de esta situación y por ello las que están más emplazadas a reclamar su corrección.

En Euskadi se vive y se avanza en un nuevo tiempo. En los cinco últimos años se ha avanzado en convivencia. Hoy se respetan los derechos humanos. No está todo resuelto, pero si está mejor. Falta que BILDU condene con claridad el terrorismo de ETA. Que reconozca que matar solo produjo daño. Sobra que BILDU sostenga la patraña de que ETA fue una de las partes de un conflicto, sobra refugiarse en esa retórica para retrasar la condena al terrorismo que sigue teniendo pendiente. Sobran las manifestaciones de desprecio hacia la Guardia Civil, la Policía Nacional y la Ertzaintza.

A BILDU le sobran muchos excesos, porque en Euskadi faltan 413 Guardias Civiles y Policías Nacionales y 15 Ertzainas asesinados por ETA. Porque en Euskadi faltan por esclarecer 300 asesinatos de los 829 que cometió ETA. Porque a fecha de hoy sobran armas escondidas y sobran terroristas escondidos que todavía las custodian.

Aun así vivimos otro tiempo y otro clima. Y en Euskadi es una obviedad, salvo para el Delegado del Gobierno y para la parte más cerrada del PP, que el número de agentes por cada 1000 habitantes está acusadamente desproporcionado con España y con cualquier país europeo.

Los Socialistas no nos pronunciamos en cómo abordar este asunto en lo concreto. Esto corresponde a los respectivos gobiernos. Las necesidades humanas para la seguridad no son las mismas en una Comunidad con Costas y Fronteras que sin ellas. Con tráfico de armas y drogas o sin ellas. Con vestigios y conexiones terroristas que sin ellas. Esto es materia de quienes tienen la responsabilidad de gobernar de manera ejecutiva y de quienes tienen el deber de garantizar la seguridad. Y también de quienes tienen la responsabilidad de evitar solapamientos, duplicidades, deficiencias de coordinación, o confrontaciones competenciales.

Los Socialistas lo que sí decimos alto y claro es que la Junta de Seguridad debe reunirse y tratarlo. Y lo que también decimos alto y claro es que nuestro reconocimiento y agradecimiento a quienes nos proporcionaron y proporcionan seguridad está por encima de cualquier otra consideración.

Share